La salud bucodental tiene un valor fundamental en el bienestar general de un niño. La odontopediatría se ocupa de tratar el cuidado oral preventivo y terapéutico en niños y adolescentes.

Un aspecto clave son las primeras incursiones del niño a la consulta del dentista, donde conseguir que su actitud sea positiva es lo primero, puesto que logrando la cooperación del niño y ganándonos su confianza conseguiremos crear una base sólida para futuras visitas.

La odontopediatría se diferencia de la odontología general sobre todo porque los dientes son temporales y, problemas como la caries, se tratarán de distinta manera.